Actos solidarios para combatir la ansiedad social

girls-380617_1280

Estar ocupado con actos solidarios puede ayudar a que las personas que sufren de ansiedad social interactúen con otros más fácilmente. Esta es la opinión de las investigadoras canadienses Jennifer Trew (Simon Fraser University) y Lynn Alden (Universidad de British Columbia), en un estudio científico publicado en la revista Motivation and Emotion (Motivación y Emoción).

Las personas con ansiedad social son más que un poco tímidas. Relacionarse con otros puede hacer que se sientan tan amenazadas que a menudo evitan socializar. Esto los protege de la angustia y la posible vergüenza, pero pierden el apoyo y la intimidad de tener relaciones con los demás. Así, tienen menos amigos y experimentan muy poca intimidad emocional, incluso en las relaciones íntimas. Para ellos, los actos solidarios pueden ser una excelente ayuda.

Lee también: Estas personas hablan abiertamente de sus enfermedades mentales

Para este estudio científico se suscribieron estudiantes universitarios que experimentan altos niveles de ansiedad social. Los 115 participantes fueron asignados aleatoriamente en tres grupos para el período de intervención de cuatro semanas. Un grupo realizó actos solidarios, como lavar los platos de otros, cortar el césped de un vecino o donar a una organización benéfica. El segundo grupo solo estaba expuesto a las interacciones sociales y no se le pidió a participar en actos solidarios, mientras que el tercer grupo no participó en alguna intervención específica y simplemente se llevó un registro de su día a día.

Se encontró una reducción general de las ganas de evitar situaciones sociales entre el grupo que realizó actos solidarios. Este efecto fue más notorio en la fase inicial de la intervención. Por tanto, los resultados ratifican la hipótesis de que usar actos solidarios como una estrategia para la ansiedad social funciona. Estos ayudan a contrarrestar sentimientos de posible rechazo y niveles temporales de la ansiedad y la angustia. Además, estos niveles de estrés se reducen más rápido que en el caso de los participantes que fueron expuestos solamente a las interacciones sociales sin realizar buenas acciones.

“Los actos de bondad pueden ayudar a contrarrestar las expectativas sociales negativas mediante la promoción de las percepciones y expectativas más positivas del entorno social de una persona (…) Ayuda a reducir sus niveles de ansiedad social y, a su vez, hace que sean menos propensos a querer evitar situaciones sociales”, explica Jennifer Trew. Lynn Alden recomienda usar esta técnica de los actos solidarios para intervenciones en personas socialmente ansiosas.

FUENTE: PSYPOST.