Haz que tu lonchera saludable para niños sea la más divertida de la escuela

lonchera-saludable-para-ninos

Un día vas a dejar a tu hijo a la escuela y, de pronto, la profesora se te acerca para felicitarte porque eres uno de los pocos padres de familia que realmente envía una lonchera saludable para niños a la escuela. Te hinchas de orgullo. ¡Eres genial! Y entonces llega la mala noticia, tu hijo, el pequeño por el que te levantas en las madrugadas a hacer un almuerzo sano suele intercambiarlo por golosinas con sus compañeros, ¿Qué pasó?

Si a tu hijo no le gusta lo que le envías intentará intercambiarlo o simplemente no lo comerá. Hay algunas cosas que debes hacer para que la lonchera saludable para niños que preparas, realmente llegue a tu hijo.

1.  Habla con él sobre la importancia de comer alimentos sanos y de cómo estos le dan energía para jugar y crecer fuerte. Usa lenguaje un sencillo para que él te entienda y procura que no parezca que lo estás retando.

lonchera saludable para niños

Foto: Pixabay

  2. Busca algo que le guste. Puede que la razón por la que intercambia su almuerzo sea porque no le gusta lo que le envías. Tal vez en lugar de una ensalada de fresas y uvas, prefiera comer una de banana y kiwi. ¡Usa tus dotes de negociante e investigador!

3. Cuéntale una historia sobre los alimentos que has puesto o planeas poner en su lonchera, sobre todo si hay algún alimento que no le gusta y debe comer. Por ejemplo, cuéntale que la leche es un superhéroe que mantiene a todos fuertes en Huesolandia. Puedes también cambiarle el nombre a la comida como ‘zanahorias de visión nocturna’ o ‘frutillas limpia dientes’.

4. Debe ser divertido. Una lonchera saludable para niños no está completa si le falta diversión: usa recipientes de colores llamativos o crea escenas con los alimentos. Los japoneses crearon todo un arte llamado bento que se trata de hacer la comida divertida. Te damos algunos ejemplos de loncheras saludables para niños que son divertidas:

Pinterest

Pinterest

Pinterest

Pinterest